El libro perfecto

Últimamente he estado buscando el libro perfecto. En realidad, para mí la poesía es lo más importante que alguien podría escribir, pero he querido averiguar si hay obras literarias (novelas) que puedan darle al ser humano lo que necesita, igual como una poesía puede ser exactamente eso quLIBRO.Los-miserablese estemos sintiendo y que no sabíamos como decir, o quizás como cuando una señal se aparece en el camino a modo de guía, o una persona que conocemos se vuelve nuestro espejo.

Un profesor de literatura me dijo: “se escribe, entre otras cosas, para hacer justicia, para equilibrar las fuerzas que hay afuera”. Me pareció brillante mirar la literatura desde ese punto de vista y después de buscar en las librerías, en internet, en la biblioteca de mi padre y también en la de mi madre -ambas a las que he acudido toda mi vida- no podía recordar qué era lo que estaba buscando. Pensé que estaba siendo demasiado exigente al querer encontrar la justicia en un libro, pero de repente vino a mi mente Los Miserables.

Tenía 16 años cuando conocí esta obra del francés Víctor Hugo que cambió mi vida. No lo supe en ese momento, pero todo lo que me produjo, tanto la historia como sus personajes, me dejó grandes enseñanzas. Comprender a una persona que roba por hambre, comprender a un religioso compasivo que lo ayuda a salvarse, a la prostituta enferma que lucha por su hija, a los revolucionarios que dan la vida por defender sus derechos y hasta empatizar con el policía maldito que le hace al protagonista la vida imposible; todo eso en una sola novela me impresionó como nunca antes.

El escritor me daba la posibilidad de ser yo misma cada uno de ellos, de conocer y vivir por medio de la lectura los valorenew_york_imperial_theatre_les_miserables_2003s más altos, como la superación personal, la justicia, la verdad o el amor. Pero no fue el libro lo primero que supe de Los Miserables, cayó antes en mis manos la película y un año después, como coincidencia, en un viaje a Nueva York que no fue mayormente planeado, pude ver la obra en Broadway. Era 1998, el teatro estaba repleto, la gente estaba emocionada y la presentación superaba cualquier cosa que yo hubiera podido imaginar. Los trajes, la música, el baile, todo me pareció espectacular.

Cuando volví a Chile leí el libro, y el protagonista, Jean Valjean, me resultó aún más perfecto en su capacidad de reconocerse a sí mismo en la miseria y decidir cambiar, mejorar, convirtiéndose en un hombre ejemplar, casi mitad ángel. Él ayuda al prójimo, perdona las ofensas y se perdona a sí mismo. Su fortaleza de carácter, de pasar de ser un pordiosero a un alcalde, de amar a una mujer prostituta y de criar a una niña que no es su hija lo pone en la primera fila de los personajes literarios de todos los tiempos.

Hoy hay mucha literatura moderna dramática pero rara vez se llega al final del asunto, no se exploran las profundidades humanas porque todo lo que ocurre con las personas es superficial, en parte porque no queremos mirar más hondo y en parte porqdescargaue las circunstancias no nos obligan a hacerlo. La vida es fácil, el agua corre por nuestras cañerías, la luz prende cuando apretamos un botón, deberíamos ser los humanos más felices de la historia pero ocurre todo lo contrario y se tapa. Si alguien se suicida -cosa que ocurre cada vez más-, se esconde, no se habla del por qué y se estigmatiza. Nadie quiere enfrentar que estamos mal…Hay que sonreír, trabajar y comprar en una sociedad del “hacer”.

El mundo sigue siendo el mismo cuando se trata de las angustias humanas, pero la literatura de hoy no se hace cargo.  A veces siento que sigo buscando el libro perfecto, la persona perfecta, el mundo ideal, pero me conformo. Quizás alguien, en algún rincón está creando eso que falta, el próximo Los Miserables o mucho más que eso.

 

Por: Berta.

Anuncios


Categorías:Libros

Etiquetas:, , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: